Granada

Granada tiene mucha historia y mucha cultura repartida por cada uno de sus rincones; pero de lo que me interesa hablaros es de su gastronomía, y de los bares y restaurantes que visité en mi último viaje a esta increíble ciudad. Porque si algo tiene Granada, es que es perfecta para tapear. Todos los locales que pongo a continuación los recomiendo totalmente, en todos ellos la comida estuvo buenísima y el servicio perfecto en prácticamente todos los restaurantes y bares:

 

CHURRERÍA TORRES BERMEJAS

Aunque me dijeron que una de los mejores zonas para desayunar churros era la Plaza Bib Rambla, me pillaba lejos del hotel, así que decidí desayunar en la Plaza Nueva. Concretamente en la Churrería Torres Bermejas, no esperes un trato extraordinario, porque he de decir que fue el único lugar que visité donde no fueron nada agradables, pero por los churros volví todas las mañanas. Caseros y recién hechos, estuvieron realmente deliciosos. A lo que ellos llaman churros, nosotros le llamaríamos porras, así que imaginad su tamaño. El chocolate que los acompañaba no estaba mal, aunque muy líquido para mi gusto.

Media de Churros (3): 1’50€

Chocolate: 2’25€.

 

COSTA COFFEE EN EL CC NEVADA

Dentro del espectacular centro comercial de Nevada, se encuentra un Costa Coffee, fue una mini parada para coger fuerzas para seguir con las compras navideñas. Y probé un Flavoured Cappuccino, era un Capuccino con caramelo, con un muffin de limón.

Flavoured Capuccino: 2’25€

Muffin de limón: 2€

 

TETERÍA en el Zoco árabe

Realmente no recuerdo el nombre de la tetería, pero lo que sí sé es que cualquiera estará bien. La decoración es increíble, te sumerges en el mundo árabe como si nada, con esa iluminación tenue y la música oriental que enamora a cualquiera. Una vez en la ciudad, es imprescindible empaparte un poco de la historia de la Granada árabe.

Té negro con cítricos: 2’50€

 

PASTELERÍA REY FERNANDO

Increíble pastelería que te llama la atención desde la calle Reyes Católicos. Te puedes perder entre sus croissants, pasteles, piononos de cualquier sabor, helados, bollitos, donuts, hojaldres, saladitos,… Eso sí, no te pidas churros que los recalientan y están malísimos. El chocolate, sin embargo, es más espeso que el de Torres Bermejas, y más caro también; pero por su textura y su sabor me gustó más. Me pedí también una trenza de chocolate y fue una bomba deliciosa.

Chocolate: 2’80€

Churros: 2€

Trenza de chocolate: 2’50€

 

ESPACIO GASTRONÓMICO LA BORRAJA

Este restaurante estaba justo delante de mi hotel, y por cercanía, la primera noche hice ahí la primera tapa. Tal fue mi sorpresa, que me gustó tanto, que repetí ahí todas las noches, no me podía ir a cenar sin pasar primero por la Borraja. Y es que se trata de un Espacio Gastronómico situado en la Plaza Fortuny. Con cada copa de vino, me sirvieron una tapa a cada cuál más buena…, desde cous cous con presa ibérica hasta estofado. De la carta probé las croquetas de Boletus, Trufa y salsa de César cardini; me quedé con ganas de probar los Flamenquines de bellota rellenos de queso de cabra con salmorejo, los quise probar el último día con tan mala suerte que se les habían acabado. De tanto ir, acabamos hablando de más con la camarera y resultaba que era de Son Ferriol, y llevaba viviendo en Granada 7 años. ¡Mallorquines por el mundo!

Croquetas: 9’50€

Copa de vino: 1’50- 3€ (Probé el Spira y el Muñana 3 cepas)

Caña: 2’50€

 

LA RIVIERA 

Fue el único local que visité donde podías elegir la tapa que querías entre una lista que tienen. Lo cual es bastante aconsejable, si ya llevas visitando unos cuantos bares y te apetece cambiar de estilo de tapa. Pero por otro lado, es cómodo pedir la bebida y que te traigan la tapa sin tener que pensarla. Pedí unas berenjenas con miel de caña que me encantan. La ración es enorme para ser una tapa que acompaña una caña, me pareció muy económico. El local está muy ambientado, decorado con armaduras, con poleas en el techo, piedra vista,… una decoración que te traslada a la época de caballeros y mazmorras!!

Caña: 2€

 

EL SOTA

El Sota es un bar sencillito de la plaza Fortuny. Con la bebida me pusieron una tapita de paella, fue el único lugar donde me pusieron arroz como tapa. De la carta pedí un plato de cazón en adobo, estuvo bueno. También tienen los clásicos boquerones fritos, albóndigas, croquetas, ensaladilla, puntas de solomillo,…

Una caña+tapa+cazón= 6’50€.

 

ANTIGUA BODEGA LA CASTAÑEDA

En La Castañeda hay que tener suerte para encontrar una mesa o un hueco en la barra. Es muy conocido y está siempre lleno. No es de extrañar, el restaurante vale la pena. La decoración, con cabezas de toro y jamones colgados de sus techos invitan a quedarse en su interior. Con la bebida me pusieron un bocatín de jamón en adobo con aceitunas. No me enamoró. Pedí un salmorejo y unas migas, estoy enamorada de las migas de Zaragoza y la verdad es que las andaluzas no tienen nada que envidiarles, buenísimas, acompañadas con melón, tenían un sabor adictivo. El salmorejo también estuvo delicioso.

Cerveza: 2’20€

Salmorejo: 3’20€

Migas: 3€ (¡¡no está pagado!!!)

 

JUANILLO MADRIGUERA 

En la zona del Realejo, encontré este restaurante especializado en arroces, pero donde también puedes encontrar pescados y carnes. Pedí una copa de vino y me pusieron una tapa de ensaladilla con pan. Probé también el plato de Salmorejo de atún rojo, pan tostado y huevas de Arenque, muy bueno. El local tiene una decoración muy cuidada con paredes de piedra y mesas de madera. En su carta tiene un listado de alérgenos que pueden contener sus platos.

Salmorejo: 7’50€

Paellas: 12-14€

Pescados y carnes: 10-20€

 

LOS MANUELES 

Los Manueles también es un local muy conocido desde hace 100 años. Ahora mismo disponen de dos restaurantes, uno situado junto a la Plaza Nueva y otro en el Hotel Monjas del Carmen, yo fui a éste último. Con la copa de vino me pusieron un plato de carne con patatas bastante generoso. A parte pedí un plato de berenjenas fritas con miel de caña, me chiflan, y la presentación me sorprendió por la manera de servir las berenjenas, en lugar de laminadas, cortadas en juliana, ¡parecían patatas fritas! El local dispone de una terraza y de dos salas, una con taburetes altos para tapear y otra con mesas normales para cenar a la carta.

Copa de vino: 2’80€

1/2 berenjenas : 3’80€ (una ración entera 6’50€)

 

LOS DIAMANTES

Me aconsejaron los Diamantes y fue el primer local que visité al llegar a Granada. De Diamantes hay muchos, pero fui al que creo es el más antiguo, al de la calle Navas (famosa calle para tapear, aunque a mi parecer demasiado explotada para el turista). Me recordó a la típica taberna española, con todo el mundo de pie y pidiendo a voces al camarero los platos, muy auténtico y 100% recomendable, pero si vas, mentalízate que es un local pequeñito, estrecho y muy abarrotado. Me pedí unos boquerones fritos y unos chipirones, ambos platos buenísimos, pero me sorprendieron más los chipirones al ser grandes y hermosos, de un aspecto y un sabor deliciosos.

Caña: 2’50€

1/2 Boqueroncillos: 9€ (ración entera, 12€)

1/2 Chipirones: 10€ (ración entera, 15€)

 

PALIQUE

En la misma zona del Realejo también podemos encontrar este restaurante pequeñito de dos alturas con terraza. No tienen carta, el camarero te la “canta”. Con la primera caña, me pusieron una mini hamburguesa y con la segunda un montadito con huevo de codorniz y sobrasada (sobrasada le fueron a poner a una mallorquina en Granada, ¿qué te parece?).

Caña: 2’10€

 

ROSARIO VARELA

En Rosario Varela tienen unos camareros muy jóvenes, alguno de ellos se encarga de apuntarte en una lista para sentarte en cuanto se libera una mesa. La organización es buena, teniendo en cuenta lo abarrotado que suele estar el local. Con la copa de vino me trajeron un bocadillito de jamón en adobo y con otra copa un montadito con lomo y queso. De la carta pedí el pan Bao Club, nunca me había comido un pan Bao tan grande, de pan Bao no tenía mucho, era más parecido a una hamburguesa con ricotta, lomo de Orza, salsa kinchi, lechuga y huevo; aunque estuvo bueno. También pedí un Bollo Rossini, llevaba huevos de codorniz, tartufata y picada de chorizo casero. Y por último, un Tataki de vaca gallega soasado y cortado con patatitas con piel y chimichurri, delicioso.

Copa de vino: 3€

Bao Club: 5€

Bollo Rossini: 4’50€

Tataki de vaca gallega: 9’90€

 

LA TARARA

La Tarara está al lado de Juanillo Madriguera. Es un local pequeño con mesas altas y una barra desde donde puedes pedir tus platos. La camarera fue muy simpática, estaba todo lleno y me hizo un hueco al lado de la ventana. Con la copa de vino me puso una tapita y a parte pedí un Revuelto de setas con huevos de corral y trufa.

Revuelto de setas: 12€

Copa de vino: 3€

 

TABERNA SALINAS

En la calle Elvira, encontré la Taberna Salinas, diría quizá que fue el restaurante que menos me gustó; creo que porque la simpatía de las camareras brilló por su ausencia. Con la copa de vino me pusieron unas albóndigas con patatilla y pedí también dos croquetas de morcilla y mango. Disponen de una carta muy completa, con arroces, carnes y pescados, además de varias opciones para tapear. Y su carta contiene los símbolos de alimentos alérgenos.

Copa de vino: 2’75€

Croqueta de morcilla y mango: 1’75€/unidad.

 

LA BOTILLERÍA

Un personal muy agradable, interrumpí al camarero en su descanso para preguntar si tenían un mesa disponible, en lugar de decirme que fuera a buscar otro camarero, en seguida me buscó una mesa y me aconsejó un buen vino. Dentro, otra camarera también me aconsejó con el plato y pedí unas Milhojas de presa ibérica y jamón con mousse de aguacate, a mi parecer un plato excesivamente caro en cuanto a cantidad y calidad, no obstante, estuvo bastante bueno. Con la copa me trajeron una mini hamburguesa como tapa.

Milhojas de presa ibérica: 17€

Copa de vino: 3’25€

 

HOTEL JUAN FRANCISCO EN EL PUEBLO DE GÜEJAR SIERRA

Visité el pequeño y coqueto pueblecito de montaña de Güejar Sierra, y comí en el Hotel Juan Francisco, allí fue donde probé por primera vez un plato de Choto con ajos. Probé también su menú de mediodía que me pareció delicioso, pedí una sopa de picadillo, se notaba casera. Y unas croquetas de pollo, también caseras. De postre podías elegir entre helado, postres caseros como flan o natillas, o tartas heladas; como no soy mucho de natillas ni flanes, me decanté por una tarta de chocolate helada. Curioso que en un hotel también te pongan tapa con la bebida que va fuera del menú.

Copa de vino: 2€

Menú 2 platos+postre+bebida: 10€

Choto con ajos: 14€

Café solo: 1€

 

ÁLVARO ARRIAGA

Un restaurante nada andaluz, ya que su chef Álvaro Arriaga es donostiarra. No obstante, es un restaurante digno de visitar si estás en Granada. Se trata de un restaurante diáfano de un solo pasillo acristalado, donde tienes toda la ciudad a tus pies gracias a sus impresionantes vistas sobre el Río Genil.

Álvaro Arriaga ofrece a sus comensales una fantástica carta o un menú degustación que no conoces hasta que empiezas a probarlo. Sólo puedes elegir una cosa: si quieres el menú de medio camino, recorrido gastronómico compuesto de 6 platos más el postre, o el camino entero que consiste en 9 platos más postre. Cambian los menús 2 veces al año según temporada. Yo probé el menú de Medio Camino más una botella de vino, la verdad es que fue un disfrute, platos sorprendentes tanto en presentación como en boca, trampantojos que me dejaron sin palabras y sabores que me enamoraron. Hacía tiempo que no disfrutaba tanto con un menú degustación. En mi próxima visita a Granada, tengo el total convencimiento de que volveré a degustarlo, y esta vez optaré por el Camino largo.

A Medio Camino: 50€. Maridaje: 12€.

El Camino: 60€. Maridaje: 20€.

 

1Comentario
  • Maria MG

    05/03/2018 at 15:28 Responder

    Hola! Si vuelves a Granada te recomiendo el restaurante el Mercader, es buenísimo y el personal es encantador.
    Un saludo

Siéntete libre de dejar un comentario sobre esta entrada ;-)

*

Left Menu Icon