Coca de algas con salmón y mostaza

Taronja Negre Mar (CERRADO PERMANENTEMENTE)

“Sencillamente exquisito”. Así definiría al restaurante Taronja Negre Mar en dos palabras. Y es que su manera de tratar al comensal, sus menús degustación, su decoración y sus vistas lo convierten en un restaurante de obligada visita. No es de extrañar que tras tanto buen hacer, esté la mano de Tomeu Caldentey, quien aún conserva la Estrella Michelín que le concedieron por Es Molí den Bou, ahora conocido como Bou restaurante.

✅ Nada más entrar en el restaurante te sorprenden las tonalidades azules, naranjas y blancas que decoran el local. Algo que no desentona con el azul del mar, ese mar que se percibe fácilmente a través de las grandes cristaleras del local. Las ollas blancas colgadas del techo es un detalle que tampoco pasa desapercibido. Y de todo ello, lo que más me llamó la atención fue la naranja (sí, una pieza de fruta) que había en todas las mesas a modo decorativo. Y es que el símbolo de la naranja está en todas partes; hasta en la forma de la carta, que parece una naranja (o un eclipse solar, según se mire ;)).

✅ Una vez que te traen la carta, percibes la variedad de menús de los que disponen. Ofrecen un menú semanal de Martes a Viernes a mediodía. Otro de Martes a Domingo al mediodía. Y otros dos para cualquier momento, mediodías o noches. Y a parte, puedes disfrutar de todos los platos del menú por separado, pero su precio hace que te compense más pedir el menú. Me decanté por pedir el menú Media Taronja (23€ sin bebidas), ya que era un Sábado a mediodía, este menú consiste en 4 fases. En cada fase puedes elegir entre 2 platos, pero al ir con un acompañante, decidimos pedir ambos platos y así probarlos todos.

Fase 1:

  • Coca de algas con salmón y mostaza.
  • Concha de langostinos gratinados con hierbas frescas.

Fase 2:

  • Huevo con verduras de invierno y butifarrón.
  • Canelón de setas con espinacas y queso de Menorca.

Fase 3:

  • Bacalao con caldo de garbanzos y calabaza.
  • Picantón con foie y cacao.

Fase 4:

  • Crema de queso de cabra con cítricos, bizcocho de chocolate y zanahoria morada.
  • Manzana caliente con sobrasada y miel.
  • Fruta de temporada con sorbete. (Es el único plato que no probé)

 

Incluía pan de aceite caliente y mahonesa casera de naranja con aceituna negra. Y bastoncillos de aceitunas negras y cacahuetes especiados para picar. Con el café nos sirvieron unas bolitas de chocolate crocanti.

✅ El menú me pareció delicioso de principio a fin. No hubo ningún plato que me pareciera peor, al contrario, desde la coca de algas con salmón hasta la manzana caliente con sobrasada y miel, todos y cada uno de ellos me parecieron exquisitos. Perfectos emplatados, materia prima de calidad que combinaban a la perfección con diferentes sabores y texturas, consiguiendo así un resultado sorprendente. Al cambiar habitualmente de menú, lo mantienen durante dos meses aproximadamente, cabe la posibilidad de que los menús puedan cambiar a mejor o a peor. Pero, como siempre, esta es mi opinión más sincera. A mí me encantó y disfruté con cada plato.

✅ El servicio estuvo totalmente acorde al local y a la cocina. El maître nos atendió estupendamente, con muchísima atención y profesionalidad. Hablando con él, me confesó que tenía una buena trayectoria profesional: trabajó durante muchos años en Simply Fosh de Marc Fosh, entre otros restaurantes de éxito. De ahí que tuviera tablas a la hora de atender al comensal; se percibe al momento, igual que percibí que al camarero de nuestra mesa le faltaban algunas. El gesto de dejar el plato sobre la mesa sin explicación, irse a atender otra mesa que no urgía, y luego volver a explicarnos lo que había traído hacía un minuto…, fue un gesto bastante desacertado que no estaba a la altura del restaurante. La poca implicación que tuvo durante toda la comida, fue el único detalle a mencionar en negativo.

✅ Volvería a repetir el mismo menú sin duda alguna. Estoy contenta de haber encontrado un restaurante acorde a mis expectativas de calidad-precio-servicio-vistas. A veces estos 4 factores son difíciles de encontrar en un mismo restaurante.

 


Horario: Lunes cerrado. Abierto Martes a mediodía de 13.30h a 15.30h. De Miércoles a Sábado de 13.30h a 15.30h., y noches de 19.30h a 22.30h. Domingo abierto sólo a mediodía de 13.30h a 15.30h.

Dirección: Muelle Pelaires s/n · Club de mar · Palma

Teléfono: Highlights info row image 971 405 768

Carta: Precio medio 30€

Menú Festival Taronja: 8 fases/platos por 46€ sin bebidas.

Menú Degusta Taronja: 5 fases por 33€ sin bebidas.

Menú Media Taronja: Sólo mediodías de Martes a Domingo, 4 fases (a elegir entre 2 platos en cada fase) por 23€ sin bebidas.

Servicios: Puedes regalar bonos del menú Degusta o del Taronja a quien tú quieras. Adaptan los menús sin problemas a las intolerancias del comensal, para mayor seguridad, avisa en el momento de la reserva. Puedes celebrar cualquier evento como bodas, banquetes, comuniones, fiestas de todo tipo,… También ofrecen la posibilidad de llevar la comida a casa para un evento. Parking gratuito en la puerta. Aconsejo pedir la reserva al lado de las cristaleras con vistas al mar.

 


Adictaalacarta

3 Comentarios
  • Pep Toni

    27/02/2018 at 16:25 Responder

    Fui el sábado pasado al mediodía.
    Acertaste en todo ya que no lo conocía y me dejé llevar por tu artículo. Salimos muy satisfechos, volveremos seguro.
    El parking es ideal en la propia puerta.

  • Robert

    02/03/2018 at 14:12 Responder

    Sencillamente exquisito, yo añadiría para todos los bolsillos y para toda la familia. Salimos contentos siempre que vamos.

  • María López

    15/03/2018 at 20:51 Responder

    Gracias por este descubrimiento. Muy bueno, tranquilo, buenas vistas y en Palma.

Siéntete libre de dejar un comentario sobre esta entrada ;-)