Chitarra con trufa

A casa mia

Cuando Fabrizia Giannandrea decidió abrir las puertas de este restaurante italiano junto a sus hijos y sobrino en 2013, tuvo claro que quería hacer de A casa mia la casa de cualquier comensal interesado en probar un pedacito de Italia. Eso sí, sin pizzas, enfocado a una cocina de mercado italiana con influencia mallorquina y  con productos de gran calidad.

A TAVOLA!

✅   La barra que te encuentras nada más cruzar la puerta es desde donde los barman crean todos sus cócteles. El ambiente es relajado gracias a su decoración rústica blanquecina con vigas vistas de madera, suelos de gres y sillas y mesas también de madera, todo esto lo convierten en un local muy coqueto. Aunque el espacio es pequeño, 45 comensales a pesar de tener dos plantas, resulta muy acogedor. 

✅ Su personal italiano, al ser todos dueños y familia, son 100% atentos y cercanos. Al llegar mi acompañante, tras el arduo trabajo de aparcar, la camarera volvió a repetir la explicación de los platos del día sin necesidad de pedírselo. También el hecho de traer la pasta en dos platos, puesto que la idea era compartirla, nuevamente sin pedirlo. Son gestos que marcan la diferencia entre un buen servicio o un servicio simple.  

 

TENERE GLI OCCHI APERTI

✅  Restaurante sin carta. Destacan por cambiar los platos del día cada mañana, los ofertan en su pizarra, y siempre suelen abarcar platos de Pasta, Carne y Pescado.

Resultado de imagen de flecha whatsappSi tuviera que volver, lo tendría claro. Iría al mediodía y pediría el menú del día por 15’50€, donde ofrecen un Entrante a elegir entre 3 opciones, un Plato principal a elegir entre 3, un postre y café. Y es que yo fui por la noche y los precios de la carta, a mi parecer, son muy elevados. Me gustaron todos y cada uno de ellos, tanto el entrante como el plato principal. No obstante, 29€ por un plato de Chitarra con trufa me pareció abusivo, estuvo muy bueno, pero aunque la trufa sea cara, al fin y al cabo, te sirven pasta. (Además hoy en día en muchos italianos puedes encontrar pasta con trufa a un precio más razonable). Como entrante, pedí un Tataki de atún con brócoli y spicy (21€, aunque estuvo bastante bueno, me faltó más cantidad). Para los niños, también tienen platos de pasta fuera de carta, como los Macaroncini con tomate y albóndigas con huevo que nos trajeron, la pasta al dente perfecta (9€). Para acabar, la camarera nos cantó los postres: tiramisú con amaretto, tiramisú normal, profiteroles, crema pastelera con bizcocho. Decidí probar la Crema pastelera con bizcocho, pensando que el bizcocho era lo que entiende un español por bizcocho… pero no, eran barquillos. Por lo que, el postre no era lo que esperaba. Así que, con ganas de un buen postre, pedí también el Tiramisú normal, pero con tan mala suerte que tampoco era un tiramisú como los que yo concibo, el bizcocho sólo existía en la base del vaso, cabía en una cuchara, el resto del postre era una crema líquida (cada postre costó 6’90€. Me parece un precio excesivo para lo que ofrecen).

✅ También tienen una extensa carta de vinos italianos, y su coctelería es bastante amplia.

 

 


Dirección: c/ San Magín, 61 · Palma de Mallorca

Teléfono: Highlights info row image 971 453 004

Horario: Lunes cerrado. Abierto de Martes a Domingo de 19h a 23.30h.

Carta: Precio medio 30-35€

Menú mediodía de Martes a Viernes: 1 entrante + principal + postre + café = 15’50€.

Servicios: Son Pet Friendly. Servicio de catering a cualquier zona de la isla. Carta de cócteles. Dificultad para aparcar por ser zona ORA y de restaurantes. 

 

Esta entrada todavía no tiene comentarios…

Siéntete libre de dejar un comentario sobre esta entrada ;-)

*

Logo Header Menu